15 de mayo de 2007

Sin versus.

Son muy superficiales y limitados los que dan más importancia a la angustia existencial que al dolor de muelas o a la caída del cabello. En lo particular no veo más tragedia en una nariz enorme que en la falta de sentido del universo. No creo que me hagan mejor dos horas con Schopenhauer que hora y media con una buena pendeja. Es que resulta imposible saber dónde está lo que vale. Flaubert, o tal vez Pascal, dijo que basta con mirar algo mucho tiempo para que este se vuelva interesante.
No creo en un universo envilecido que se empecina en esconder lo valioso en lo doloroso y en aquello que exige sacrificio.

Es grande la satisfacción cuando pequeño el satisfecho. Uno es la medida del valor, siempre inferior en comparación con lo que nos viene desde afuera. La necesidad de equivalernos o superarnos ante el peso de la nada, nos dicta la conducta que propicia la felicidad. En algún punto nos consideramos satisfechos y hacemos grande lo que nos satisfizo. Otorgarle nosotros la magnitud nos permite adueñarnos de tal y simular dominio del cosmos, autosuficiencia y autoindulgencia, que le llaman. Este es un principio de la comodidad y por tanto, de la felicidad.

26 comentarios:

LaFrutaDelPecado dijo...

Me ha gustado leerte porque tengo un dolor de muelas horrible. Me has recordado un montón de pensamientos y a un montón de personas solamente leyendo esta entrada. Lo último lo decía mi profesor de filosofía... La felicidad es comodidad. Y, como dijo alguien, basta que te preguntes si eres feliz, para que dejes de serlo.

Un beso

Alex dijo...

como los sofistas, decís? el hombre es la medida de todas las cosas, de las que son en tanto que son y de las que no son en tanto que no son, dijo Protágoras.
A veces la felicidad es una conquista, no sé cómo cae esa afirmación en tu paradigma, otra vez me tendría que poner a pensar.
Ya me decidí, le voy a mandar tu blog a mi profe de filo.
Beso
Nene, por qué me querés hacer pensar toooooooodo el tiempo?

DIEGO. dijo...

Yo de filosofía no estudié nada, así que si me decís que esto es cosa sofistas o de protagorístas, vos sabrás. Supongo que la felicidad es una conquista. Lo que no quiere decir que haya que conquistar un país para ser feliz. Porque hay señoritas como Polonias, que se conquistan en cuestión de días.

Van besos.

DIEGO. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Alex dijo...

Don Husserl era filósofo, no habrás estudiado de manera sistemática pero en el cole filo tuviste seguro. Y no es necesario estudiar con tener interés y acercarse a libros es suficiente.
Vos sos un pensador aunque no hayas organizado tu experiencia de manera formal. Sabélo.

Anónimo dijo...

Interesante,... compleméntalo con Las 8 Claves para Ser Feliz. Pedro.

DIEGO. dijo...

Pedro Anónimo, gracias. Pero le aseguro que la felicidad no se alcanza con eso. Verá, deporte hago, corro 160 km por mes (las maratones me aburren, corro solo), laboralmente me va bien, trabajo de lo que me gusta, me pagan acorde, y, por cuestiones de caracter siempre tengo perspectivas de creciemiento. Pienso y actúo, no soy ratón de bibiloteca y mis proyectos creativos los llevó a cabo. Tengo en general buen humor y soy chistoso, pero enfado sí exterioriso, y es necesario, no somos potus. Y el amor, querido pedro, no me es ajeno, créame que lo tengo y lo ofrezco. Si usted cree que con esto alcanza para ser feliz está muy equivocado. Su lista no me gusta, es frustrante burguesa, conformista, aocomodaticia y sosa. Los humanos no somos máquinas a las que se les puede aplicar un manual de procedimientos para el correcto uso de la vida. Gracias igual y espero, sinceramente que a usted le sirva.
Un saludo.

DIEGO. dijo...

Hola Alex. No, no tuve filo en el colegio,de hecho me llevaba 6 ó 7 derechito a marzo. Ja. Atorrante de primera. Y libros, es cierto que en el último año y medio compré algo,pero antes de eso no compraba nada.

Un beso, así mirá, así.

DIEGO. dijo...

Uy, perdón, pero no le di la bienvenida a la chica de arriba. Bienvenida. Ya está.
Un saludo transatlántico.

Alex dijo...

che, devolveme al Diego que no contestaba...jijiji, era un chiste, este Diego interactuante me gusta tanto como el otro, besito

Mikaelina dijo...

Hola Diego, después de tanto tiempo veo que está usted más existencialista que nunca.

Hay cosas con las que hay que acostumbrarse a convivir y no darle demasiadas vueltas. La tragedia del sinsentido del universo es una, asumir porque no hay respuesta posible. Los objetivos deberían ser más cortitos, creo que su camino es el correcto.

DIEGO. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
microcosmos dijo...

jajajajaajajaa

microcosmos dijo...

(del texto no me río, eh? que pa' eso no me da. tampoco comentarlo, al menos por ahora).

microcosmos dijo...

nooooooo! y lo borraste?? sí, laqueteparió :)

DIEGO. dijo...

DIEGO. dijo...
La verdad que me cansé de hablar, de comentar. Me agota responder. No es de mala onda, bah, no sé.
Tal vez vaya a responder cuando me resulte muy interesante lo que digan. Boludeces como el "qué lindo lo que decís". o "a mi me pasó lo mismo" no respondo. Es al pedo. Blogs buena onda sobran.
Me tienen un poco hichado las bolas los comentarios que se producen a raiz de lecturas superficiales. Este no es un blog de lectura rápida. Es denso, pesado y medio pelotudo. Eso exige mucha atención y comprensión por parte de quien lee. Como este Pedro que firmó más arriba, no quiero esañarme con él porque la intención fue buena, pero vaya pifiada decirme que debo complementar mi vida con esas putas ocho claves para ser feliz. Si me hubiera leído un poco más no se hubiera equivocado. Seguro. El error de buscarme a mí está en la inmediatez, yo así, rapídito, no tengo nada para dar. Pero nada.
Me cago en la reputa madre y en los apurados. Me cago en los buena onda que lo único que hacen es perpetuar el eterno "está bien" para cualquier mierda. Está lleno, pero insoportablemente lleno, de comentarios de "tenés talento" "naciste para escribir" a cualquier idiota le doran la pildora. La inmensa mayoría no tenemos nada de eso. No nos engañemos, las librerías están llenas de libros pelotudos, y los blogs llenos de textos predecibles, monótonos, planos, recursivos, identicos, desgraciados.
Me encabroné, pero ya se me pasó. Qué caracter de mierda y la puta que me parió.

(Pd): lo borré y lo volví a postear porque corregí un error. El comentario de Micro, y su carcajada, iría acá abajo.

orquidea dijo...

cuánta razón tienes...
el único deleite en el que creo es el que se esconde en lo sencillo, en lo corpóreo, en lo pequeño...
crear y recrear una y mil veces la capacidad de encontrar satisfacción...creo que ésa es la única puerta posible hacia la felicidad...

Mr. Verloc dijo...

Che, que lindo lo que decís. (jeje)
De verdad, muy interesante el texto.
Espero que no le pase lo mismo que a mi con Schopenhauer: me levanté una pendeja y para entretenerla le leí el capítulo "las mujeres" de "el amor, las mujeres y la muerte". No le gustó el primer párrafo y se me piantó la guacha.
¿Las 8 claves para ser feliz?
¿Será el óctuple sendero?
Ya me imaginaba que Ud. era budista.
Un abrazo.

microcosmos dijo...

no estoy de acuerdo con algo: no tienen la misma importancia un dolor de muela que una angustia existencial.
la angustia puede llevarse la propia existencia, una muela se lleva algo de dinero y ya.
besho.

Mr. Verloc dijo...

Copio esto para ahondar en la reflexión:
Borges se entera de que la mujer que ama se va a casar
con otro hombre y tiene un pensamiento casi literario:
para poder sacarse el dolor espiritual-se dice-lo mejor
será suplantarlo por el dolor físico.Decide ir al dentista.
Borges se debía el arreglo de tres muelas y pide la inmediata
extirpación de las tres.Juntas.
Con un pañuelo ensangrentado en la boca llega a la Biblioteca
Nacional.Su amigo y vicedirector,José Edmundo Clemente,
le pregunta:
-¿Qué le ha pasado,Borges?
-Vengo del dentista.Me fui a sacar una muela y le pedí que lo
hiciera sin anestesia.Estoy triste porque una mujer me abandonó.
Quería olvidar el dolor,Clemente.¡Pero no puedo olvidarlo!

Victoria dijo...

somos simuladores.
pero es divertido si uno simula muchas muchas cosas... bahh asi lo veo.. quizàs ser muchas cosas es la idea y mas siendo que tenemos una sola vidita para vivirla.

y las mentiras para ella
dadas las invenciones humanas a lo largo que nos preceden... què màs da... a jugar se ha dicho... tirar el dado y ya.

lo bueno y lo malo es tan subjetivo, tan particular a uno
y adhiero a eso de que basta mirar algo para que interese...
asi la mirada d los unos a los otros...


en fin...



que no me pierda dijiste?
còmo asì... siendo que hay espacios, personas y lugares q me recuerdan lo q y quien soy...


besos sintonizados*

Alex dijo...

lo leí y te dejé un comentario

Alejandra Dening dijo...

"qué lindo lo que decís"
(jurujujaja)

Che, no, en serio, ahondando en la pelotudez: me parece que tu "broncanada" se contradice con tu post. Quizás sólo pasó para contradecirte a vos mismo y crear un con-versus.

vic dijo...

sentirme cómoda me hace feliz, o sentir esas felicidad que dura ese instante.

microcosmos dijo...

te fuiste un instante... pero, ¿ya regresas? sí?

Hablando de mis pasiones dijo...

No creo que la felicidad sea una meta a la que uno pueda llegar, me parece que lo que se puede lograr es tener una vida plena, aceptar lo que nos toca y modificar lo que no nos gusta.

La comodida para ´mí tiene que ver con el placer, no tanto con la felicidad. Se puede estar muy comodo en la vida, pero no satisfecho con uno mismo.